¡Choque de Intereses! Alejandro Armenta Desafía a Gigantes Inmobiliarios en Defensa de la Naturaleza Poblana

El contraste entre las posturas y acciones de los candidatos a la gubernatura de Puebla respecto a la preservación del medio ambiente se hace cada vez más evidente. Mientras Alejandro Armenta, candidato de MORENA, avanza con su campaña «#SembremosEsperanza» para reforestar Puebla, otros aspirantes a la gubernatura parecen respaldar intereses que amenazan los ecosistemas locales.

Un ejemplo destacado es el respaldo público que Ignacio Mier Velazco, también aspirante de MORENA a la gubernatura, ha recibido de Rafael Posada Cueto, principal accionista de Grupo Proyecta. Esta inmobiliaria pretende talar 300 mil árboles en la comunidad de Santa María Malacatepec para ampliar el lujoso fraccionamiento Lomas de Angelópolis con la construcción de “City Lomas Ocoyucan”, según reporta el periódico La Jornada de Oriente.

El contraste es aún más dramático al considerar que Grupo Proyecta ha despojado a los pobladores de Santa María Malacatepec de 250 hectáreas y persigue judicialmente a 19 pobladores opositores, incluyendo a ejidatarios de más de 80 años. La represión y amenazas a aquellos que resisten a vender sus tierras a este grupo inmobiliario está creciendo en la entidad.

Por otro lado, Alejandro Armenta ha mostrado un enfoque totalmente diferente con su campaña de reforestación, que pone en el centro la protección del medio ambiente y la preservación de la tierra de los poblanos. Con la plantación de alrededor de tres millones de árboles, Armenta busca no solo luchar contra el cambio climático y la erosión forestal, sino también garantizar el bienestar de las comunidades poblanas.

En el contraste entre estas dos posturas, se hace evidente la dedicación de Armenta por construir un futuro sostenible para Puebla, uno que respeta la naturaleza y los derechos de las comunidades locales. En cambio, los intereses inmobiliarios parecen priorizar el beneficio económico por encima de la protección ambiental y el bienestar de los poblanos.

Esta diferencia en las propuestas de los candidatos plantea una pregunta esencial para los votantes poblanos: ¿qué tipo de futuro quieren para Puebla? ¿Uno que prioriza los intereses inmobiliarios y el desarrollo a costa de la naturaleza y los derechos de las personas, o uno que valora la preservación del medio ambiente y el bienestar de todas las comunidades?

Te puede interesar